CAMAGÜEY.- (ACN) El legado de Fidel es eterno porque es la continuidad del legado eterno de José Martí, afirmó hoy en esta ciudad el doctor Luis Toledo Sande, en el inicio del programa de trabajo de la edición 42 del Seminario Nacional Juvenil de Estudios Martianos.

En una conferencia ante delegados de 13 provincias y la Isla de la Juventud, subrayó el vínculo indivisible entre las luchas independentistas del siglo XIX por la independencia de Cuba y la Revolución triunfante en 1959.

La ausencia física del Comandante en Jefe es incalificable, pero tenemos la misión de seguir su ejemplo, inspirados en el ideario suyo y del Maestro, precisó el conferenciante, ante un público integrado desde pioneros hasta personas de la tercera edad.

Al evocar la trascendencia histórica de dos de los discursos del Apóstol, insistió en la importancia de interpretar con toda claridad sus ideas, pues no pocas veces han sido mal percibidas.

En el denominado Con todos y para el bien de todos, el Héroe Nacional no excluyó a nadie, aunque aludió a quienes por su conducta se separaron de los intereses de la patria, entre ellos, los esclavistas, anexionistas y cobardes, agregó el conferenciante, radicado en la Habana y estudioso de la vida y obra del Maestro.

El conocido por Los pinos nuevos, expresó, no se dirige exclusivamente a los jóvenes, aunque los inserta, sino que califica así a un nuevo proyecto para la independencia del país.

Tras la intervención de Toledo, comenzó la presentación de las 106 ponencias en concurso, distribuidas en 10 comisiones.

La programación colateral del foro inserta actividades como conferencias e intercambios con especialistas, en centros escolares y laborales, incluidas cooopperativas agropecuarias.

Anuncios