Este 6 de junio, el Ministerio del Interior (MININT) cumple el aniversario 56 de su fundación, hecho que tuvo lugar en esa fecha del año 1961.

Desde entonces, la institución ha cumplido con honor su sagrada misión de salvaguardar las conquistas alcanzadas por nuestro pueblo: detectar y frustrar cualquier acción enemiga encaminada a destruir la revolución, y garantizar el orden y la tranquilidad ciudadana.

Si hay algo que merece especial reconocimiento, es la neutralización, junto otros factores de la sociedad, de los más de 600 atentados contra la vida de Fidel, así como el enfrentamiento y la derrota de las más de 300 organizaciones contrarrevolucionarias que existían en los primeros años de la Revolución cubana, en la lucha contra bandidos apoyados por el gobierno de Estados Unidos, especialmente en las montañas del Escambray, y por su participación en contra de la invasión mercenaria de Playa Girón, donde cayeron heroicamente, decena de combatientes defendiendo el socialismo.

La lucha contra las ilegalidades, el delito y la corrupción, y los elementos antisociales que pretenden vivir a costa de los recursos del Estado, así como el tráfico de drogas, han estado también en el primer plano de la lucha de la institución contra todo lo que pueda afectar el desarrollo normal de nuestra sociedad.

No menos importante ha sido su labor en la prevención de lamentables accidentes del tránsito y los incendios que provocan pérdidas de vidas humanas y materiales, y otras actividades similares.

Estos son algunos de los innegables méritos históricos del MININT, aunque sus jefes, oficiales y combatientes están conscientes de la necesidad de superarse militar, técnica, política y profesionalmente, para enfrentar con éxitos los cambios que se han generado internacionalmente y en el país.

En este aniversario 56 de la creación del MININT, nuestro pueblo recuerda a los jubilados y a los caídos en el cumplimiento del deber, y expresa el merecido reconocimiento a sus actuales integrantes, en la seguridad de que continuarán siendo un baluarte infranqueable de la Revolución socialista cubana.

Fuente Periodico Sierra Maestra

Anuncios